viernes, 21 de agosto de 2015

Instalar gratis Windows en Mac fácilmente

Cómo instalar gratis Windows en Mac fácilmente

En muchas ocasiones los poseedores de un Mac necesitan instalar Windows por diversos motivos, ya sea para usar algún programa disponible únicamente para Windows o, como es mi caso, para probar diseños web en Internet Explorer.
Una de las formas más sencillas de instalar Windows o cualquier otro sistema en un Mac es mediante software de virtualización, es decir, un programa que permite crear sistemas virtuales en nuestro propio equipo para hacerlos “compatibles” con todos los sistemas que necesitemos.

Aunque existe una gran cantidad de software de virtualización que nos permitiría instalar Windows en el Mac, como VMWare o Parallels, en este caso vamos a recomendar Virtualbox, por su calidad, facilidad de uso y el hecho de que se trata de una solución totalmente gratuita.

Paso 1: Instalar Virtualbox en tu Mac

El primer paso para instalar cualquier versión de Windows en nuestro Mac mediante esta vía pasa por instalar Virtualbox en nuestro sistema.
En su página de descargas, procederemos a bajar Virtualbox para OS X y, una vez en nuestro equipo, lo instalaremos como si de cualquier otro software se tratase.

Paso 2: Descargar la versión de Windows para nuestro Mac

Descargar Windows para Mac
Microsoft pone a disposición de los desarrolladores la posibilidad de descargar gratuitamente cualquiera de sus sistemas, de manera que podemos bajarnos la versión de Windows que necesitemos para ejecutarla en nuestro Mac.
Si nos dirigimos a la página de desarrollo de Internet Explorer 10 veremos una franja en la que bajo el epígrafe “Download a Virtual Machine” podemos desplegar un selector en el que elegir el sistema operativo deseado que usaremos, en este caso Mac, y en el segundo selector el software de virtualización que emplearemos, Virtualbox para Mac.
Tras la selección podremos descargar los distintos sistemas de manera totalmente gratuita:
  • Windows 8 con Internet Explorer 10
  • Windows 7 con Internet Explorer 10
  • Windows 7 con Internet Explorer 9
  • Windows 7 con Internet Explorer 8
  • Windows Vista con Internet Explorer 7
  • Windows XP con Internet Explorer 8
  • Windows XP con internet Explorer 6
Centrémonos en Windows 8 y Windows 7. Simplemente tenemos que bajar cada uno de los archivos en los que dividieron la descarga, uno de ellos con la extensión sfx, y varios, dependiendo de la versión, con extensión rar.

Paso 3: Cómo instalar Windows en Mac: La forma más sencilla

Una vez descargados los archivos, procederemos a instalar Windows en nuestro software de virtualización para poder ejecutarlo en nuestro Mac.
Para ello tenemos que situarnos en la carpeta en la que hayamos descargado los archivos y ejecutar una ventana del terminal de Mac OS X. Si no dominamos el terminal, podemos asegurarnos de ejecutar los comandos en la carpeta correcta en pocos pasos.
Una vez en el terminal ejecutaremos el siguiente comando:
Posteriormente descomprimiremos e instalaremos el sistema en nuestro Virtualbox escribiendo, de nuevo en el terminal:
Bien, ya tenemos el sistema Windows en nuestra Mac en forma de fichero con extensión ova, ahora tenemos que importarlo dentro de Virtualbox para poder ejecutarlo.

Paso 4: Ejecutar Windows en Mac con Virtualbox

Lo único que hemos de hacer es abrir Virtualbox e importar la máquina virtual Windows en él.
Para ello nos dirigimos al menú superior de Virtualbox, Archivo, y pulsar la opción “Importar servicio virtualidado”. Seleccionaremos el archivo que descomprimimos en el paso anterior (con extensión ova) y esperamos a que el proceso concluya.
Una vez terminado este paso ya tenemos nuestra versión de Windows 8 lista para ejecutarse en nuestro Mac. Con sólo pulsar sobre ella y posteriormente sobre “Iniciar” ya estaremos disfrutando –si lo podemos definir así- de una versión de Windows plenamente funcional en nuestro OS X.
Windows 8 ejecutándose en Mac mediante Virgualbox

Paso 5: Instalar complementos para que Windows use el hardware de tu Mac

En algunas ocasiones podemos encontrarnos con que nuestro recién estrenado Windows no es capaz de reconocer parte del hardware de nuestro Mac. Para intentar resolver este problema tenemos varias posibilidades. Lo primero que tenemos que hacer es iniciar nuestra máquina virtual con Windows e instalar un pequeño añadido que mejora la compatibilidad del sistema. Para ello, en el menú superior “Devices” pulsaremos sobre “Install Guest Additions” y seguiremos el proceso de instalación. Si no ocurre nada, en “Mi PC” deberíamos encontrar una unidad de disco con ese nombre “Virtualbox Guest Additions. Desde allí procederíamos a su instalación y seguir el proceso.
Instalar Guest Additions a Virtualbox para Mac
Otro de los pasos que deberíamos realizar sería descargar e instalar el soporte adicional de la página de Virtualbox. Este software amplía las funcionalidades de VirtualBox, como dar soporte USB 2.0, por ejemplo.
Se puede descargar gratuitamente: VirtualBox 4.2.12 Oracle VM VirtualBox Extension Pack. Una vez instalado, hemos de asegurarnos de tener en nuestra máquina virtual configurado el soporte USB y todos los dispositivos bien configurados en OS X.
Configurar USB para Windows desde VirtualBox para Mac
Posteriormente, de nuevo desde nuestro Windows virtualizado, buscamos el apartado “devices”, y allí deberían aparecer todos los dispositivos conectados a nuestro Mac bajo el epígrafe “USB devices”. Si aparece nuestro dispositivo, podremo trabajar con el en Windows sin problemas.

Paso 6: Agregar unidades de almacenamiento de Mac a Windows

Es posible que alguna de las unidades de almacenamiento de tu Mac no aparezcan en tu Windows virtualizado. Puedes echar un vistazo y agregarlas para poder usarlas a través de la configuración de Virtualbox.
Añadir CD a virtualbox de Mac  a Windows

Paso 7: Modificar la configuración de Virtualbox para ejecutar Explorer 10 en el Mac

Si como es mi caso, lo único que se pretende de Windows es la posibilidad de ejecutar Internet Explorer 10 para probar vuestros diseños web, sería interesante cambiar la configuración por defecto de la máquina virtual. Tal como os aparecerá instalada, tiene asignados dos gigas de RAM que, lógicamente, se restan a los que tenéis disponibles en el sistema. Para ejecutar Internet Explorer 10 en vuestro Mac, un giga es más que suficiente. De esa manera dispondréis de más memoria para que la ejecución de Windows en OS X no merme demasiado el rendimiento del sistema.
Windows 8 ejecutándose en un Mac con Virtualbox

1 comentario:

  1. That is an extremely smart written article. I will be sure to bookmark it and return to learn extra of your useful information. Thank you for the post. I will certainly return.

    ResponderEliminar